08 de diciembre de 2019

Cómo conseguir tus primeros 100.000 euros para financiar tu startup

Cada vez hay más emprendedores que encuentran un nicho para cubrir e inician un negocio por cuenta propia, pero para el crecimiento del negocio es fundamental que cuente con las herramientas y la financiación necesaria, y es cierto que financiar un proyecto no es una labor fácil. Por este motivo en Intelectium te damos algunos consejos y claves para despegar con tu proyecto, te enseñamos cómo podrás conseguir tus primeros 100.000 euros para la financiación de tu startup.

Actualmente existen diferentes vías de financiación, y es importante que escojamos la más adecuada para nuestro proyecto según el tipo de negocio, el importe requerido, y las necesidades del emprendedor.

Tipos de financiación:

Subvenciones y préstamos participativos: Programas de financiación para startups y pymes como los de CDTI,Enisa, Comisión Europea (Horizonte 2020), etc. son algunos de los primeros recursos financieros a los que acuden las empresas de nueva creación. Valoran sobre todo los proyectos tecnológicos, con componentes sociales o medioambientales. El préstamo participativo de Enisa y el Programa Neotec de CDTI, son los primeros programas de financiación que deberás valorar solicitar, pues requieren que la empresa no sobrepase unos años de antigüedad. En el caso de Enisa, para la línea Jóvenes Emprendedores, se puede llegar a conseguir hasta 75.000 euros y en la línea Emprendedores hasta 300.000 euros, siempre y cuando se acompañe el préstamo con una ampliación de capital propia. En el caso de NEOTEC se puede llegar a conseguir una subvención de hasta 250.000 euros, siempre y cuando la startup ya cuente con 20.000 euros de fondos propios. En el siguiente artículo de nuestro blog podrás encontrar todos los programas al detalle: https://intelectium.com/ayudas-para-startups/

Incubadoras y aceleradoras ayudan en los primeros pasos a los emprendedores. Ofrecen expertos que aportan formación, contactos y asesoría a las empresas. Tienen como objetivo ayudar a introducir la idea en el mercado y el crecimiento de la misma, intentan asegurar el éxito. Además, te podrán ayudar a conseguir tus primeros 100.000 euros de financiación, ya que muchos programas de incubación o aceleración incluyen ayudas económicas para los proyectos que pasan por sus programas, ya sea en formato de premios o préstamos.

¿Qué diferencia hay entre una incubadora y una aceleradora?

-Una incubadora es una empresa que tiene como propósito buscar futuras startups que se            encuentran en la fase inicial, su objetivo es ayudarlas a crecer.

-Una aceleradora tiene como finalidad acelerar proyectos que se encuentran en fase de desarrollo, dar impulso a startups que ya están activas.

Business Angel: Los business angels son inversores privados que invierten en el negocio porque ven futuro, uno de los objetivos principales al invertir es ayudar a obtener ganancias. Además, son especialistas en el sector y pueden ayudar al emprendedor a lo largo del proceso con conocimiento de causa, son inversores expertos que se involucran totalmente en el proyecto. La combinación de inversión por parte de uno o varios business angels acompañado de un Enisa, suele ser una de las formulas de financiación más extendidas por las startups. Por ejemplo, levantando 50.000 o 100.000€ de inversión por parte de capital business angel, se puede solicitar un Enisa del mismo importe o parecido, que puede ayudarte a inyectar de 100.000 a 150.000 euros a tu proyecto en fases tempranas.

¿Quieres iniciarte como Business Angel? Aquí dejamos un link para obtener información al detalle: https://intelectium.com/inversion-en-startups-business-angel/

Préstamo bancario: Los bancos ofrecen diferentes tipos de financiación para financiar nuevos negocios. Es el crédito que concede un banco y que, deberá ser devuelto por la persona con intereses. Teniendo en cuenta los requisitos para obtener un préstamo bancario es necesario evaluar la situación y pensar si realmente es necesario esta vía de financiación.

Es importante tener en cuenta las siguientes condiciones:

-Cuando se solicita el préstamo el banco realiza un estudio de viabilidad sobre la operación, ellos serán los encargados de aceptar o no la operación.

-Debe tener en cuenta los intereses a abonar, por este motivo es recomendable leer con detalle el documento.

Capital privado y capital riesgo

La Asociación Española de Capital, Crecimiento e Inversión, considera Capital privado (Private Equity) a la inversión dirigida a empresas en etapas de crecimiento o ya consolidadas.

En ASCRI definen Capital de riesgo (Venture Capital) como la aportación de capital en una empresa que se encuentra en fase inicial o de desarrollo muy temprana. Normalmente la inversión de Venture Capital está destinada a empresas tecnológicas o con un fuerte componente innovador/disruptivo.

Podréis encontrar más información sobre este tipo de financiación en nuestro post
https://intelectium.com/capital-privado-venture-capital-private-equity/

Crowdfunding es un término inglés que significa financiación colectiva, esta opción permite recaudar fondos a través de pequeños inversores que apoyan económicamente un proyecto que les interese. Estos pueden invertir a cambio de una recompensa o de forma altruista.

Es cierto que el crowdfunding no es tarea fácil pero cada vez más emprendedores recurren a este método para financiar su startup.

Cabe destacar que la campaña se anula si esta no llega al 100% del objetivo del crowdfunding, con esta forma de financiación también es posible no conseguir ingresos. Es importante crear mucho ruido.

Factoring es un tipo de financiación en el que una empresa cede un crédito a una entidad financiera a cambio de que ésta le abone dicha cantidad. Además, va más allá de lo puramente financiero, ya que incorpora asesoramiento comercial y la gestión del cobro.

Es importante tener en cuenta que este tipo de financiación tiene un coste financiero elevado, ya que se suele aplicar comisión por cada operación, puede llegar a ser el 3% del nominal del crédito cedido.

Desde Intelectium esperamos que el artículo haya sido útil para encontrar la financiación apropiada para tu empresa. Es importante destacar que no existe una fórmula de éxito única, cada una de ellas tiene sus particularidades, pero con constancia lograrás los primeros 100.000 euros para financiar tu startup.

En Intelectium contamos con 15 años de experiencia en el sector y podemos ayudarte a valorar el encaje de tu proyecto. Contacta con nosotros a través de los formularios web para ampliar información.



Otras Noticias