1. Novedades
  2. Financiación de startups
  3. ¿Qué es Tax Lease I+D? Incentivos fiscales para startups y pymes innovadoras

¿Qué es Tax Lease I+D? Incentivos fiscales para startups y pymes innovadoras

El Tax Lease o Tax Equity puede ser una alternativa de financiación atractiva para las empresas que realizan actividades de investigación y desarrollo o una inversión rentable para las empresas que tienen una elevada cuota en el Impuesto de Sociedades.
21 febrero 2022
·
5 min Leerla

Para proyectos de I+D, el Tax Lease, es un instrumento de financiación capaz de canalizar la inversión privada al sector de los investigadores. 

En el artículo de hoy indagaremos en qué es el Tax Lease, sus requisitos, cuál es su proceso así como cuáles son sus distintas ventajas. Comenzamos el artículo resumiendo dos aspectos principales de este incentivo fiscal:

La empresa que desarrolla proyectos innovadores recibe en dinero líquido el equivalente a las Deducciones Fiscales por I+D+i que no puede aprovechar, con mayores ventajas y rapidez que con la Monetización de las Deducciones.

El inversor reduce el pago del Impuesto de Sociedades, al deducirse por las actividades de I+D+i de la empresa que desarrolla los proyectos innovadores.

¿Qué es Tax Lease I+D? Definición del incentivo fiscal

El Tax Lease, también llamado Tax Equity, es una operación fiscal trilateral que se usa para mejorar la tributación fiscal de las empresas, reduciendo contundentemente los impuestos que deben pagar las partes involucradas. Para llevar a cabo a un Tax Lease, se suele optar por la financiación mediante leasing en las que participan diferentes organizaciones.

Es una herramienta de inversión enfocada a proyectos de I+D. En este modelo de inversión privada, la participación de los inversores en actividades de I+D se realiza a través de una participación financiera en una Agrupación de Interés Económico (AIE). Proporciona una rentabilidad destacable para las empresas financiadoras, que puede llegar a ser de un 50% en 6 meses.

 

Requisitos de Tax Lease

Para poder obtener Tax Lease de I+D como como vehículo de inversión, los inversores deben ser personas jurídicas sujetas al Impuesto sobre Sociedades o personas físicas que tributen por Actividades Profesionales en el IRPF. Para poder aprovechar las deducciones fiscales, así como las bases imponibles negativas generadas por esta operación, deben tener una cuota positiva significante.

Otros datos de interés son que la intensidad de la financiación suele ser en torno al 30-35% del coste del proyecto. También puede ser incluso superior a la de las Deducciones por la vía del Tax Lease. En cuanto al presupuesto, no existe un máximo en Tax Lease.

 

Proceso de la estructura de un Tax Lease

Tax Lease de I+D tiene un mecanismo complejo entre tres partes. Implica la cofinanciación parcial de determinados proyectos de I+D mediante estructuras basadas en la cesión de créditos fiscales mediante la creación de una AIE. A continuación, encontramos en una infografía descriptiva su proceso desglosado.

Infografia Tax Lease Intelectium

Para empezar, se necesita crear una Agrupación de Interés Económico (AIE), que es una entidad regulada por la Ley 12/1991 para agrupaciones de interés económico.

Su objeto social será la investigación científica, el desarrollo tecnológico y experimental, el desarrollo de innovación, y la explotación de los resultados que se obtengan por el desarrollo de actividades I+D+i.

Los inversores participaran en la AIE, aportando el capital a la misma. Posteriormente, la empresa que desarrolla el proyecto de I+D por encargo de la AIE, factura a la AIE por los servicios prestados. La AIE es el titular del proyecto de I+D y, por tanto, podrá aplicar los créditos fiscales correspondientes al mismo.

Los inversores otorgan a la empresa de I+D una opción a compra sobre el 100% de las participaciones de la AIE, mientras que la empresa de I+D proporcionara a la AIE una opción de venta respecto del resultado de la actividad de I+D.

Finalmente, la AIE abonará al investigador la cantidad pactada, con cargo al capital, en la parte a financiar comprometida previamente.

 

Beneficios del Tax Lease

Las principales ventajas de un Tax Lease son las siguientes:

No se cede el capital de la empresa. La inversión a través de una AIE no implica la entrada en el capital social de la empresa investigadora.

Es una operación segura en el que la calificación de los proyectos como I+D o innovación tecnológica(y por tanto la deducción fiscal asociada a los mismos, que puede ser entre un 12% y un 42% del importe total) está garantizada mediante la obtención de un certificado ex ante, emitido por una entidad autorizada por la ENAC, y un Informe Motivado Vinculante (IMV) ex post del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades.

Los tiempos de recepción de la financiación son muy cortos. Se trata de una operación relativamente sencilla, con un tiempo de evaluación y firma estimado en tres, cuatro meses como máximo.

Es una alternativa mucho más rápida a la monetización de la deducción fiscal.

El esquema de Tax Lease permite aumentar la facturación de la sociedad y mejorar la foto financiera de la empresa.

 

¿Quieres que te ayudemos a solicitar Tax Lease?

Nos encargamos de validar si tu empresa puede ser beneficiaria de este incentivo fiscal y de gestionar toda la operación para su consecución. Contacta con nosotros a través del siguiente formulario o a través de comunicacion@intelectium.com. ¡Estaremos encantados de ayudarte!

Más: ¿Qué son las bonificaciones por Personal Investigador 2022 y cómo y cuándo aplicarlas

Sello Pyme Innovadora: ¿Qué beneficios tiene? 

Más Noticias